Épica Gaes Atacama Parte 1

Épica Gaes Atacama Parte 1

Por     hace 2 semanas.

Esta famosa carrera recorre los desiertos más duros del Mundo desafiando a los corredores a llegar a su límite en una lucha entre Mountainbike y supervivencia.

 

14192016_710114705803838_7798295768940235724_n

 

Los terrenos son variados pero aseguran la cara más ruda de esta naturaleza indómita. Para correrla es obligatorio llevar elementos que te permitan sobrevivir en caso de extravío o por una emergencia, tener que pernoctar en el desierto y/o esperar hasta que te rescaten.

Esta modalidad de maratón es por etapas, donde se consideran los tiempos de llegada para ir sacando a los ganadores y armando la general.

 

14263982_710114805803828_819830202875143520_n


Las etapas

Son planeadas para ir cruzando el desierto en una suerte de campamento itinerante que mueve carpas, clínica de campaña, cocinería, masajistas, mecánicos y todo lo necesario para que los mountainbikers puedan vivir durante los 6 días de carrera.

Las distancias en promedio son de 80 a 100 kilómetros y se completa un total de 550 kilómetros con algo más de 7000 metros de ascenso acumulado.

 

14225556_710118709136771_8205346902227277334_n

En esta ocasión se inicia en Copiapó, pasa por el poblado de Inca de Oro, se asciende a la mina San José desde donde rescataron a los 33 mineros y en las últimas etapas se emprende rumbo al oeste para llegar a Bahía Inglesa donde finaliza con la etapa más pequeña de tan sólo 40 kilómetros pero que tiene un tramo sorpresa de 3 kilómetros donde el mejor tiempo gana 450 dólares y el cupo para correr un Short track en Buenos Aires.


Sufriendo épicamente desde adentro.

Una de las carreras más duras del Mundo tenía que vivirse y contarse desde adentro.Por lo que junto a Viviana, mi esposa, decidimos correrla en categoría de duplas mixtas.

Muchos nos habían adelantado que era distinta a las otras carreras de XC, que los trazados eran tan brutales que te hacían cuestionar tu estadía ahí y la verdad es que es muy cierto. El primer día debíamos recorrer 108 kilómetros, pero lejos de senderos boscosos, ricos peraltes y saltos estilosos.

 

14264873_710115349137107_4286176104163843380_n

Lo que ofrecía el paisaje eran rocas, zanjas y dunas, luego, más rocas, más zanjas y más dunas. En total hicimos el trazado en 8 horas con 30 minutos donde la mayor parte no superamos los 10 km/hr bajo el implacable sol y viento.

Tal y como dijo un amigo español que encontramos en la ruta “coño, este desierto no coopera en nada para que lleguemos a la meta!” Y es que esa es la idea de esta carrera, superar tus límites, antes de pensar en ganar debes completar el trazado y eso no es nada fácil.

De hecho, muchos de los corredores tienen grandes historias. Un hombre que pesaba 160 kilos, bajó de peso y su meta era terminar la Épica Gaes. Otro chico, por saltar a una piscina estuvo años postrado por tetraplejia, lo operaron, se rehabilitó y quiso lograr la carrera.

La de un Copiapino que por su avanzada edad y su modesta bicicleta, sus compañeros de pedaleo lo desalentaban diciendo que nunca podría hacer una carrera de ese tipo, consiguió la inscripción y ahí está terminando cada etapa sólido y con convicción.

14212187_710118652470110_2176569872996900726_n

Así muchas historias se juntan en esta gran experiencia. Es sufrida, vaya que si! pero en el mayor de los casos saca lo mejor que tienes dentro.

Tienes muy claro que estás en un terreno hostil, por ende si ves a alguien en problemas, está en verdaderos problemas. Ya que las temperaturas pueden variar más de 30 grados entre el día y la noche.

La amistad y compañerismo se vive a cada kilómetro, si alguien puede tirarte unos metros para ayudarte en tu carrera, feliz lo hará. Si necesitas agua o algo de comida lo más probable es que también pararán para entregártela. Entonces de pronto el sufrimiento nos va entregando cosas muy positivas y te das cuenta que se torna algo genial.

14264081_709674782514497_4490926293888571855_n

Muchos países en una misma carrera, muchas experiencias y cada etapa se viven nuevas cosas tanto por lo imponente del desierto como por la gente que vas conociendo en las rutas. Los próximos días llegaremos a la famosa mina San José pasando por las dunas de Medanoso que son las más grandes de América y escenario de legendarias etapas del Rally Dakar. Veremos que pasa en nuestro rumbo a Bahía Inglesa.

Continuará…

Guardar

 

Noticias relacionadas con esta que acabas de leer

Comentarios y Opiniones: 2

  • 1
    José Martínez Responder
    1 Comentario.

    Pero mi pregunta es no sabían a lo que iban? Nunca vieron titan tropic o titán desert!! Son carreras durísimas al igual que la Épica en Chile, pero nadie nadie sabes más que un protagonista de la carrera mis saludos y felicitaciones

    • 1.1
      Rodrigo Salazar Responder
      2 Comentarios.

      @josemartinez sabíamos que sería duro, junto con Viviana entrenamos normalmente 300 kms y 6000 metros de ascenso semanal. Ahora, te aseguro que nadie iba preparado para ello. Sólo el 30% pudo terminar la carrera y la gran mayoría eran riders que habían corrido el titan desert y cape epic. De hecho, de las 6 duplas, 5 habían corrido esas dos carreras y metiéndose dentro de las 5 mejores, sin embargo 1 pudo terminar. Todos coincidían en que era mucho más duro.

      saludos!!

Deja un comentario